Democracia y Desarrollo según Stefano Zamagni

El pasado martes 18 de julio, Stefano Zamagni, decano de la Facultad de Economía de la Universidad de Bologna, Italia, estuvo en Buenos Aires y brindó una conferencia en el Teatro San Martín, titulada "Un modelo de democracia para el desarrollo y la cultura".

La conferencia fue parte del ciclo “Cátedra Abierta: Ética, Cultura y Desarrollo”, organizado por el Complejo Teatral de Buenos Aires y presidido por Bernardo Kliksberg.

Y allí estuve yo, armado hasta los dientes con todo el armamento que un blogger mínimamente debe tener: grabador digital de voz; celular con cámara y cámara de fotos digital con función de filmadora, además de lápiz y papel.

En este posteo, dividido en dos secciones con sus respectivos podcasts de la conferencia, voy a resumir los principales puntos abordados por el catedrático.

Primera parte:

Podcast:
powered by ODEO
(Si clickean play, primero hay tres segundos de "promoción" de la herramienta de podscasts y luego viene la presentación de Zamagni por parte del director del Consejo Teatral de Buenos Aires y, paso seguido, la exposición del catedrático, son 23 minutos. Si en cambio, prefieren descargarse el archivo mp3 para oirlo en su reproductor de mp3, o en su compu, luego, offline, pueden guardarse el archivo clickeando con el botón derecho del mouse en este link ).

Síntesis:

El primer momento de la exposición giró en torno al planteo de dos tesis existentes en torno a la relación entre democracia y desarrollo económico.

La tesis 1 postula que "la democracia es una consecuencia del desarrollo económico".
Quienes defienden esta tesis, afirman que, por ejemplo, si en un país el nivel de educación no es alto, la democracia no puede realizarse. Además, la mayor parte de la ciudadanía debería encontrarse por encima de los niveles de pobreza, puesto que, en caso contrario, una situación de pobreza mayoritaria, llevaría a elegir modelos no económicamente sustentables.
Entonces, como paso previo a la instauración de una democracia, debería ponerse el énfasis en lograr altos niveles educativos y bajos niveles de pobreza.

La tesis 2 (defendida por Zamagni), afirma que “es la democracia la que va a crear desarrollo económico". Es decir: sin democracia, no habrá desarrollo económico sustentable; la democracia es una condición previa al desarrollo económico.

Y enumera tres razones que apoyan esta tesis:

1- La democracia es un mecanismo de creación y de socialización de la información. Una economía no puede desarrollarse sin difusión de información. Al mismo tiempo, la circulación de información promueve el debate (Zamagni habla de "dialéctica"), que "es la base para la creatividad".

2- La democracia facilita la creación de capital social (red de relaciones de confianza). El capital social es igual a confianza. Sin confianza no puede haber economía de mercado, puesto que ésta está está basada en “el contrato”.

3- La democracia tiende a reducir las desigualdades e incluye en el juego económico a (casi) todos. Las personas deben tener poder de compra para poder participar en el mercado. Si no pueden participar, no crece la demanda interna, ergo dificilmente se logrará desarrollo económico.

"La desigualdad es un problema de justicia, pero por sobre todo, es un problema económico".


2da. Parte:
Podcast
powered by ODEO
(Si clickean play, primero hay tres segundos de "promoción" de la herramienta de podscasts y luego viene la continuación de la exposición del catedrático, son 35 minutos.Si en cambio, prefieren descargarse el archivo mp3 para oirlo en su reproductor de mp3, o en su compu, luego, offline, pueden guardarse el archivo clickeando con el botón derecho del mouse en este link ).

Síntesis:

¿Cómo se verifica la validez de la tesis 2?
-En el largo plazo, aunque en el corto plazo la tesis 1 se imponga.

En el corto plazo un régimen no democrático es más conveniente desde el punto de vista económico, porque no hay huelgas, protestas...pero en el largo plazo se tiende a formar oligarquías, baja la tasa de competencia y por ende, baja el desarrollo.

Zamagni enumera cuatro situaciones que ponen en jaque a quienes sostienen que primero debe lograrse cierto desarrollo económico y luego abrirse a la democracia.

1- La historia económica enseña que al término de una larga crisis económica puede darse lugar a una democracia, pero sin embargo, no se observa que un alto desarrollo ponga fin a una dictadura y abra las puertas a una democracia.

2- La democracia pertenece al nivel de los derechos fundamentales del ser humano; el concepto de democracia pertenece al campo de las libertades y por ello no es negociable.
La democracia y la libertad son valores primarios. El desarrollo es un valor secundario. (no es moneda de cambio)

3- La democracia es un bien muy frágil, es un valor muy importante pero frágil como un cristal, no se puede decir "en este país hemos llegado a la democracia y entonces podemos dormir tranquilos".

"No se puede dejar el papel de mantener la democracia sólo a la clase política. El labor de mantener la democracia y consolidarla es de la sociedad civil".

Tenemos que considerar pasar de la actual democracia procedimental a la democracia “deliberativa” (al contrario de lo que la palabra generalmente denota, el término deliberativo, etimológicamente implica "participación en la toma de decisiones", y es con ese sentido que es utilizado por Zamagni)

En el modelo propuesto de Democracia Deliberativa, los partidos tienen que ofrecer razones, no basta con lograr concenso, tienen que explicar las consecuencias de sus propuestas.

4- La democracia política presupone democracia económica. Dos tercios de nuestra vida nos la pasamos en función de la economía, esto es: trabajando.

Si en el lugar de trabajo no hay democracia interna, no es posible que los cuidadanos se vuelvan democráticos. Esto significa que los lugares de producción tienen que ser de tal manera que mejoren la condición humana.

Responsabilidad Social Empresaria significa que la organización interna de las empresas tiene que ser democrática, respetar los derechos humanos, tratar a las personas como personas y no como meros factores de producción.

Una Economía de mercado democrática, significa que pueden convivir diferentes formas de empresa. Las cooperativas, por ejemplo.

"El error más grave que se ha hecho en este país durante los 90's es haber extinguido al movimiento cooperativo. Un error imperdonable, una falta de cabeza."

"Se puede ser competitivo sin ser humillante ni vulnerar la dignidad de las personas".

De yapa, les dejo este fragmento en video que filmé en el que Stefano Zamagni habla sobre la relación entre el Capital Social y el fortalecimiento democrático:

Publicar un comentario