Sobre el asesinato de Axel Blumberg

Lo que sigue a continuación es un e-mail escrito por mí, en relación al asesinato a sangre fría del joven Axel Blumberg, los pasados días. Sus asesinos fueron quienes días antes lo habían raptado. Lo asesinaron porque había intentado escaparse.

Quiero compartir con la comunidad TIG mis pensamientos y sentimientos con respecto a este tema, especialmente con los TIGers argentinos:

-Con respecto a Axel Blumberg, me produce abominación su asesinato, lo repudio y deseo que sus asesinos se pudran en la cárcel. Ahora, con el tema de los petitorios, les recomiendo que los lean antes de firmarlos u apoyarlos, porque quizás tienen cosas que no se entienden o con las que uno no está de acuerdo.

Ej: Bajar la edad de imputabilidad de los menores. Yo estoy 100% en contra. Es un sin sentido y es una idea que viene de la más rancia e ineficaz derecha.

También es molesto, al menos para mi gusto, que el tipo se asesore con Ruckauf y Hadad.

Así mismo me pregunto qué hubiese pasado si el pobre pibe fuera de padres pobres y para colmo morocho! Estoy seguro de algunas cosas:
1-Los medios lo habrían tratado como a un caso más (porque a no engañarse, lo que le hicieron a Axel, se lo hacen diariamente a muchos jóvenes argentinos, pero no trasciende la noticia)

2-Quizás hubieran vinculado su asesinato a alguna situación poco clara, como ajuste de cuentas o algo con la droga. Seguro que en algo andaba él o su padre.

3-El chico no se hubiese parecido a "Nuestros Hijos", como era el lema de la marcha, por lo cual la ciclotímica clase media argentina no se hubiese sentido identificada con la foto del pibe y no hubiese salido ni a la puerta de su casa. Ustedes compartirán conmigo que la gente ve una foto de un rubio en ojotas y piensa en un turista veraneando y si ve una foto de un morocho en ojotas piensa en un "piquetero", "borracho" e "ignorante".

La notoria sensibilización de la gente en torno a este repugnante asesinato, le abrió una puerta a los que apuestan a construir una sociedad intolerante, autoritaria y represora. Si no, por qué Hadad y Ruckauf están colgados de la botamanga de Blumberg?

Plantear la necesidad de mayores penas no va a bajar la delincuencia. Es poco menos que la punta de un iceberg que tiene en sus bases a más del 50% de la población por debajo de la línea de pobreza y otro tanto que sobrevive diariamente en la cuerda floja. También tiene a una policía que no es otra cosa que una organización mafiosa con permiso para portar armas. A eso hay que sumarle 10 años de construcción de un modelo de sociedad facilista, en la que lo único que importa es el tener; especialmente tener éxito, a cualquier precio. No importa ser corrupto, no importa dejar en ridículo al otro con una "jodita para videomatch". Somos todos unos "gomas", eso es lo que importa.

Subir las penas y no subir los ingresos y la calidad de vida es sólo "fulbito para la tribuna" y hambre para hoy, mañana y pasado, lo que es igual a la retroalimentación del círculo perverso de la exclusión, la marginalidad y la delincuencia.

Me gustaría que el debate fuese Mayores Oportunidades, Mayor Calidad de Vida, Más Justicia, Mejor Estado y no Mayores Penas.

Disculpen la perorata, pero no me gusta la manipulación que se está haciendo con la espantosa muerte de ese pobre pibe, que es cierto, podríamos haber sido cualquiera de nosotros, pero no por eso van a jugar con mis sentimientos y hacerme entrar en un juego que le conviene a los que contribuyeron activamente a que tengamos el país que tenemos.

Hasta que no vivamos en un país que valga la pena ser vivido, habrá gente a la que no le importará la vida de los demás, porque ya perdió toda valoración de la propia.


Saludos,

Damián.
Publicar un comentario